Páginas vistas en total

Seguidores

martes, 5 de marzo de 2013

Mi querido universo...

  Mi máxima aspiración en la vida es vivir para soñarte, tener un techo de cristal cada día para poderte mirar, porque no sé si es sueño o realidad cuando me asomo por la ventana y bañas de plata la oscuridad de mi cuarto. Ni un átomo se asemeja a nuestra pequeñez si la comparamos con tu majestuosidad. Es curioso que pases desapercibido tantas veces ante el ojo humano, acostumbrado a tenerte ahí, como quien tiene un cuadro desgastado de tanto mirarlo. Apreciado y necesario techo bajo el que me protejo, maldito a la vez...que me hace añorarte cada noche cuando me voy a dormir y no te veo.


Fotografía, Vero G.N